Accede al área de abonados
Seleccionar centro GO fit

Haz que la respiración consciente guíe tu vida.

Aprendiendo a respirar.

  • 6
  • JUL

Descubre nuestra guía para la respiración consciente.

6 pasos con los que aprenderás a controlar tu respiración.

La atención plena a la respiración se trata de observar la respiración para hacerla consciente y poder estar presente en el momento, consciente de cómo se siente tu mente y tu cuerpo, y reconociendo los pensamientos que puedan surgir sin juzgarlos. La respiración es algo que el cuerpo hace automáticamente.

Rara vez nos detenemos a pensarlo, pero deberíamos hacerlo. La atención plena de la respiración nos ayuda a tener un ancla para el momento presente, porque nuestras mentes generalmente se están escapando, preocupándose por el futuro o lamentando algo que hicimos en el pasado. Cuando tenemos este "ancla", estamos en mejores condiciones para manejar cualquier cosa que la vida nos presente.

 

Una guía para la respiración consciente.

1. Ponte cómodo: Ponte en una posición cómoda, sentado o acostado. Debes de estar en una posición donde puedas relajarte y donde tu respiración no se sienta restringida.

2. Usa una grabación guiada o hazlo tú mismo: puedes reproducir una meditación guiada, establecer un temporizador para la cantidad de tiempo deseada o meditar sin una guía o temporizador.

3. Comienza a notar tu respiración: Comienza inhalando y exhalando y tomando conciencia de este proceso. ¿Son las inhalaciones y exhalaciones cortas o largas? ¿Son profundas o superficiales? ¿Qué sucede con la pausa al final de la inhalación, antes de la exhalación? ¿Qué notas durante la exhalación y en la pausa antes de la siguiente inhalación?

4. Observa tu cuerpo: también puedes concentrarte en las sensaciones físicas asociadas con la respiración. ¿Dónde sientes más tu respiración? ¿Qué sientes al respirar por la nariz? ¿Sientes que inhalas más en tu pecho o en el fondo de tu vientre?

5. Suspender los juicios: es muy natural que tu mente divague mientras practicas la respiración consciente, y no pasa nada por ello. Todo lo que tienes que hacer es reconocer el hecho de que tu mente ha divagado, no juzgarlo, y luego volver a la respiración y las sensaciones asociadas con ella con amabilidad.

6. Tomar conciencia: una vez que se acabe el tiempo, observa cómo te sientes. ¿Tu cuerpo se siente diferente? ¿Estás más relajado? ¿Sientes sensación de presencia? Tómate unos instantes para tomar conciencia de cómo ha sido la práctica de respiración consciente, tratando de darte cuenta de lo sucedido pero sin juzgarlo.

Recuerda que no hay bien o mal. Si te cuesta mantenerte presente y concentrado en la respiración, recuerda que no eres el único. Se necesita tiempo para dominar cómo sentirte cómodo con la respiración consciente. El truco está en mantenerte curioso y consciente de la respiración en lugar de tratar de respirar perfectamente cada vez. Eso te ayuda a concentrarte. En otras palabras, no necesitas crear más estrés preocupándote por respirar bien o mal.

 

Los beneficios de la respiración consciente

La respiración consciente tiene muchos beneficios científicamente probados. Estos son algunos de ellos:

Reduce la ansiedad: la atención plena activa el sistema nervioso parasimpático también conocido como el sistema de "descanso y digestión" del cuerpo. Cuando se activa el sistema nervioso parasimpático, la frecuencia cardíaca y presión arterial disminuyen, lo que ayuda a reducir la ansiedad en el proceso.

Ayuda con el agotamiento: hoy en día, el agotamiento es algo que conocemos muy bien, y es común que los adultos se sientan agotados por sus trabajos. Un estudio publicado en el año 2019 en el Journal of Medical Internet Research descubrió que la respiración consciente reduce el agotamiento, el cinismo, el agotamiento emocional y la ansiedad.

Proporciona alivio del dolor: un estudio de 2016 publicado en Annals of the New York Academy of Sciences concluyó que la meditación consciente es efectiva para reducir el nivel de intensidad del dolor, y es una alternativa a los opioides en personas con afecciones crónicas de dolor como fibromialgia, migrañas y dolor lumbar.

Disminuye el pensamiento negativo: practicar la respiración consciente puede disminuir los pensamientos repetitivos negativos comunes en personas con depresión, lo que da paso a un mejor estado de ánimo, según un estudio publicado en Behavior Research and Therapy en 2010. 

Publicado por:
  • Cuerpo y Mente
Relacionadas

Error

COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Más información

Seleccione sus cookies.

ACEPTAR COOKIES CONFIGURAR