Accede al área de abonados
Seleccionar centro GO fit

¿Cómo te ayuda la práctica de Mindfulness a mejorar tus relaciones personales?

5 claves para mejorar tus relaciones gracias a la práctica del Mindfulness

  • 17
  • JUN

Tu bienestar también influye en tus relaciones.

Con Mindfulness, aprenderás a regular tus emociones y a reducir la reactividad emocional negativa.

Podría parecer una exageración pensar que las personas más conscientes podrían ser mejores parejas, amigos o compañeros de relación, pero no lo es gracias al apoyo de la investigación. Las investigaciones durante las últimas dos décadas han demostrado consistentemente que la práctica de Mindfulness está relacionada con una mayor satisfacción en la relación en las parejas (Barnes et al., 2007; Kozlowski, 2013; Harvey et al., 2018). Los investigadores ahora están tratando de entender más sobre por qué la práctica de Mindfulness está vinculada a mejores relaciones íntimas e interpersonales. Las respuestas que van surgiendo indican que el ‘por qué’ radica en cómo la práctica de Mindfulness afecta al cerebro.

 

A continuación hay cinco comportamientos que nos ayudan a mejorar las relaciones personales, basados en el impacto de la práctica de Mindfulness en diferentes áreas del cerebro:

 

1. Mindfulness nos ayuda a estar más presentes y atentos.

Una de las situaciones más frustrantes en las relaciones es tratar de hablar con una pareja que revisa constantemente el correo electrónico o los mensajes de texto o cuya atención siempre está en las preocupaciones laborales. La práctica de Mindfulness cambia las áreas del cerebro asociadas con dirigir la atención y el enfoque. Por lo tanto, Mindfulness puede ayudarnos a notar cuándo estamos en piloto automático y redirigir la atención a lo que sea que nuestra pareja esté diciendo o a lo que puedan estar sintiendo y necesitando. Esto puede ayudarnos a ser más amorosos y presentes en nuestras relaciones, lo que construye intimidad y hace que nuestras relaciones sean más felices y más conectadas.

 

2. Mindfulness reduce la reactividad emocional negativa.

Los estudios muestran que practicar Mindfulness durante 8 a 10 semanas cambia las áreas de regulación de las emociones del cerebro. La amígdala es una pequeña parte del cerebro medio en forma de almendra que secuestra el cerebro en el modo de "lucha, huida, congelación" en el que comenzamos a ver a nuestras parejas, amigos o compañeros de trabajo como amenazas para nuestro bienestar o autonomía y automáticamente se apaga emocionalmente o comienza para atacarlos con palabras y hechos enojados. La práctica de Mindfulness reduce el volumen de la amígdala, lo que significa que tiene menos poder para secuestrarnos en el modo de "amenaza". Esto puede ayudar a las parejas a salir de los ciclos negativos de discusión destructiva o distanciamiento emocional.

 

3. Mindfulness mejora la regulación de las emociones. Los estudios demuestran que la práctica de Mindfulness fortalece la corteza prefrontal y mejora la conectividad entre la corteza prefrontal y la amígdala. La corteza prefrontal es el centro ejecutivo del cerebro y puede enviar un mensaje a la amígdala diciéndole que las cosas están bien y puede enfriarse y detener la respuesta de "pelear, huir, congelarse". Entonces, incluso cuando en medio de una conversación observamos que surgen discrepancias con otra o varias personas, podemos darnos cuenta, crear un espacio mental y tomar distancia para tomar la decisión de no vernos arrastrados por las emociones que emerjan y para reorientar de nuevo el rumbo de la conversación.

 

4. Mindfulness mejora la autoconciencia.

La práctica de Mindfulness conduce a cambios en la corteza cingulada anterior, que se asocia con nuestro sentido del yo y la regulación de las emociones. Por lo tanto, Mindfulness puede ayudarnos a observar cuándo estamos actuando de manera poco saludable y redirigir la atención a cómo nos gustaría actuar y cuáles son nuestros valores centrales. Esto puede ayudarnos a contener el impulso de actuar de manera destructiva o manipuladora.

 

5. Mindfulness nos hace más empáticos y compasivos. La práctica de Mindfulness moldea la ínsula, una parte del cerebro asociada con la empatía y la compasión. Esto puede ayudarnos a comprender mejor las perspectivas y emociones de nuestra pareja y sentir más compasión por ella. Cuando nos acercamos a nuestra pareja, amigos o compañeros de trabajo con compasión, en lugar de con ira y deseo de controlarlos, esto puede llevar la conversación en una dirección positiva. La compasión también nos ayuda a expresar amor y calidez a nuestra pareja, lo que crea intimidad. La atención plena crea un enfoque, en lugar de una mentalidad de evitación. 

Publicado por:

Error

COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Más información

ACEPTAR COOKIES RECHAZAR COOKIES