Accede al área de abonados

Mima tu espalda, el Pilates te ayudará

Con Pilates podrás trabajar la flexibilidad y tono muscular, fortaleciendo la columna vertebral, además de corregir la postura. Un sistema de entrenamiento tanto físico como mental ¡pruébalo!

  • 27
  • NOV

Pilates, una opción para cuidar tu espalda

Esta actividad es un sistema de entrenamiento tanto físico como mental, dirigido a mejorar la articulación de nuestra espalda y la extensión de la columna, aliviando aquellos dolores, incluso cuando éstos vienen producidos por patologías.

El Pilates es la disciplina física más eficaz para cuidar tu espalda, ya que el ejercicio es totalmente personalizado. Gracias a este sistema podrás fortalecer articulaciones y tu musculatura en general sea cual sea tu patología, e incluso aunque estés lesionado.

Podrás trabajar la flexibilidad y tono muscular, fortaleciendo la musculatura que sostiene la columna vertebral, además de corregir la postura. Este método se basa en seis principios fundamentales: equilibrio (para evitar lesiones), precisión (que deriva del control), flexibilidad (ningún movimiento debe ser rígido), fluidez (no hay movimientos rápidos ni bruscos), respiración (coordinada con los ejercicios) y control mental (te olvidarás de todo mientras lo practicas).

“Con este método conseguirás armonizar cuerpo y mente, corregir tu postura, moverte con fluidez y equilibrio, además de conseguir un cuerpo fuerte y esbelto. Y lo más importante, te olvidarás de los dolores musculares, de espalda y de cuello”, explican nuestros expertos.

Personas de todas las edades y niveles pueden practicar este ejercicio, ya que reeduca al cuerpo y permite eliminar malos hábitos posturales. Lo ideal es practicarlo entre 2 y 3 veces por semanas, con una práctica regular y consistente, notaremos los resultados a corto plazo.

Existen 2 formas de practicar esta modalidad, Pilates en suelo (MAT) o en máquinas. Las máquinas resultan más recomendables para personas con movilidad reducida, personas mayores, personas lesionadas e incluso para novatos, ya que tendrán mayor control sobre las zonas debilitadas, también son una buena alternativa para aquéllos que ya dominan el ejercicio en suelo y pueden con ellas encontrar una resistencia que les permita aumentar la dificultad.

El trabajo en suelo (MAT), es donde la fuerza y el control de cada alumno salen a la luz, es más exigente ya que es necesario tener mucho más dominio y conciencia del cuerpo, al estar ejercitándose constantemente en contra de la fuerza de gravedad.

Así que ya sabes, anímate a probar esta disciplina que está tan de moda y que tantos beneficios aporta para el cuerpo y la mente.

Publicado por:
  • Pilates

Error